Sunday, July 04, 2004

Paseando por donde siempre

Ir a pie hacia la Malagueta por el túnel es un error, claro, meterse en un agujero oscuro por ganar apenas unos minutos estando ahí los plátanos del Parque, el cielo de un azul que hace daño, los barcos amarrados, las gaviotas...

Pero uno es perezoso, y las bellezas locales pierden su poder de conviccción a fuerza de estar siempre ahí. Arrepintiéndome iba, de todas formas, de haber atajado, cuando me ha venido a atropellar en medio del túnel una bocanada de olor y sabor reconcentrado a mar que me ha alegrado la mañana.

Y es que uno es de fácil contentar...

Labels:

0 Comments:

Post a Comment

<< Home